Por un acceso a la Universidad para todas ¡Estudiar es tu derecho!

Durante esta semana tienen lugar, en la mayoría de CCAA de todo el Estado, las pruebas de acceso a la universidad, la llamada Selectividad. Son los días en los que tras tantos esfuerzos durante el curso se deben superar una serie de exámenes, a elegir según la rama elegida para llegar a la ansiada nota de corte, nota que es necesaria superar para entrar en la carrera universitaria que elegimos, y a veces tampoco es garantía, ya que las plazas son limitadas. Después de pagar una suma considerable para poder acceder a esta prueba, y someternos a esos 3 ó 4 días de exámenes, tendremos la posibilidad, si disponemos de dinero para la matrícula, de acceder a la educación universitaria. La EvAU, al igual que las altas tasas, sólo tiene una finalidad segregadora, que busca acabar con la presencia de la clase obrera dentro de la universidad.

Este curso ha sido de especial relevancia: tras tener durante meses a profesorado y estudiantes sin saber qué contenidos iban a entrar, cuál iba a ser el modelo de examen, ‘¿habrá reválida o no?’… finalmente sabemos qué evaluación vamos a tener, por ahora: la EvAU, el nombre provisional que desde el gobierno han dado a la antigua PAU mientras se pone en marcha el pacto nacional educativo. La prueba no contará con grandes diferencias respecto a la PAU, pero vemos un horizonte poco esperanzador: el pacto educativo amenaza con blindar el modelo neoliberal de educación.

Ante esto, a la juventud solo nos queda una alternativa: la lucha contra este pacto de élites y la propuesta, junto con toda la comunidad educativa, en un debate real, de una ley educativa íntegramente popular, antineoliberal, feminista, laica, científica y que permita el acceso a todos sus niveles a toda persona que quiera estudiar, sin traba económica alguna.

¡Por una ley educativa democrática, popular, contra los recortes, la juventud comunista responde en la calle!